147. Crear un monstruo. Caso de estudio: Slender Man

Hoy tenemos otro programa terrorífico porque si la semana pasada vimos cómo se creó Freddy Krueger, hoy veremos cómo se ha creado uno de los monstruos más actuales: Slender Man. Y así vamos practicando el método para que podamos crear nuestros propios monstruos.

Y si queréis aprender más sobre cómo escribir guiones y necesitáis un método que os guíe están los cursos de la plataforma de Guiones y guionistas. Ya sabéis que por una suscripción de 10 $ tenéis acceso a todos. Hoy continúa el Curso de Guion de Terror y en  la clase de hoy veremos algunas técnicas específicas para crear monstruos viendo muchos ejemplos de literatura y cine. Va a ser muy reveladora.

Y el sábado continúa el curso de Guion de Recursos de comedia con una clase en la que vamos a analizar el humor verbal que surge del lenguaje. Y vamos a hacerlo viendo muchos ejemplos para que nos queden claros todos los conceptos.

Y la semana que viene celebramos el aniversario de la Plataforma de cursos de guion. El primer año, doce meses en los que hemos sacado ya 18 cursos de guion con 124 lecciones. Y para festejarlo, desde hoy y durante una semana, hay una oferta a los 12 primeros que se suscriban: un pack de regalo compuesto por el planner de guion o planner de series, el planner de personajes y el generador de historias. Los tres cuadernos de regalo con la suscripción a los cursos. Pero solo durante una semana y solo para los 12 primeros, uno por cada mes de vida que llevamos. Así que… ¡Adelante a suscribirse, si estabais dudando es el momento!

Crear un monstruo: Slender man

Es posible a algunos no les suene mucho porque Slender man, o “El hombre delgado” como se le conoce a veces en español, es un monstruo relativamente nuevo, tiene apenas una década de vida. Pero en este tiempo ha aparecido en multitud de obras de ficción generadas dentro de Internet, tanto audiovisuales como escritas, en películas y videojuegos.

Slender man es un personaje ficticio que se originó como un creepypasta en los foros del portal especializado Something Awful en 2009. Para los que no estéis familiarizados con el término, los creepypastas son historias cortas de terror recogidas y compartidas a través del Internet con la intención de asustar e inquietar al lector. Son parecidas a las leyendas urbanas, aunque no siempre tienen la forma de texto escrito, algunos creepypastas vienen como imágenes, videos o videojuegos, supuestamente encantados.

Seguro que la imagen de Slender man os suena más: tiene la apariencia de un hombre delgado, anormalmente alto y vestido de traje. No tiene ningún rasgo facial, tan solo la cara blanca. Las historias y leyendas urbanas generadas en torno al personaje lo definen como un ente fantasmagórico o espectral que acecha, acosa, perturba, mata y traumatiza a sus víctimas, especialmente niños.

A estas alturas de siglo XXI se puede decir que Slender man es el primer personaje creado en Internet que ha quedado instalado en el folklore popular. Vamos a ver las etapas de creación de un monstruo con la creación de Slender man.

Fases de creación de un monstruo: Slender man

  1. La idea inicial: un miedo.

Como expliqué la semana pasada, una forma de crear monstruos es mirar dentro de uno mismo y encontrar una parte de nosotros que tenga miedo. Después intentaremos que nuestra criatura sea un reflejo de esos miedos y temores.

Slender man surge de un temor que tenemos todos los padres: que les pase algo malo a nuestros hijos. Pero va más allá de ese miedo lógico y entronca con una paranoia de la sociedad, el secuestro y desaparición de los niños. Pensar que alguien puede llevarse a nuestro hijo para hacerle algún mal es algo que atormenta a muchos padres.

Como comenté antes, Slender Man fue creado en un hilo del foro de Internet Something Awful iniciado el 8 de junio de 2009. El objetivo de este hilo era editar fotografías para que estas contengan entidades sobrenaturales.

Slender man

© Eric Knudsen

El 10 de junio, un usuario con el nombre de Victor Surge contribuye con dos imágenes en blanco y negro de grupos de niños, a las cuales añadió una figura espectral alta y delgada, vestida con un traje negro. Las entradas previas consistían solamente de fotografías; sin embargo, Surge complementó las suyas con fragmentos de texto, de testigos, describiendo los secuestros de los grupos de niños, y dándole como nombre al personaje, “Slender Man”.

Os leo un texto que venía bajo una fotografía hecha por un fotógrafo desconocido dado por muerto:

No queríamos ir, no queríamos matarlos, pero su persistente silencio y sus brazos extendidos nos horrorizaban y nos confortaban al mismo tiempo…

Los textos explican que una de las dos fotografías se había recuperado del incendio de la Biblioteca de Stirling City. Esa fotografía misteriosa donde salía el extraño ser alargado había sido tomada el mismo día en que catorce niños desaparecieron. Pero según fuentes oficiales la misteriosa silueta había surgido por deformidades producidas por defectos de cámara. Y una semana después sucedió el incendio en la biblioteca y la fotografía real fue confiscada como evidencia.

Al escribir estos textos junto a las fotografías se convirtió en un trabajo de ficción. Después otros usuarios ampliaron el personaje añadiendo sus propias contribuciones visuales o textuales.

  1. Un monstruo debe ser amenazante.

Este hombre alargado podría estar en una película infantil de animación y ser muy simpático y encantador, pero para poder introducirlo en una obra de terror, un monstruo debe asustar a los espectadores y generar malestar. En definitiva, debe ser peligroso.

Slender man surgió de unas fotos junto a niños desaparecidos y de ahí vino su mayor peligro: secuestra niños y adolescentes. Su aspecto gigante y alargado, con brazos exageradamente largos y el rostro sin rasgos lo hacen ser muy amenazante.

Y el peligro ha ido creciendo con las incorporaciones que han hecho diversos autores por internet. Por ejemplo la proximidad a Slender Man se dice a menudo que desencadena la «enfermedad Slender»: un inicio rápido de paranoia, pesadillas y delirios acompañadas de hemorragias nasales.

Además es un devorador de emociones y que literalmente se alimenta del miedo, lo que puede significar que invoca intencionalmente a esta emoción para obtener más sustento.

  1. Un monstruo debe ser impuro.

En una entrevista con el sitio web Know Your Meme, Victor Surge (cuyo nombre real es Eric Knudsen) afirma que se inspiró para crear Slender Man en las leyendas de «la gente sombra», los escritos de H. P. Lovecraft, Zack Parsons, y Stephen King, y el surrealismo de William S. Burroughs.

La gente sombra (shadow people), o figuras sombra, son supuestas entidades paranormales malévolas que aparecen en muchas leyendas y religiones. Algunos dicen que la gente sombra son seres no humanos (demonios) que traen mala suerte a las personas que persiguen, otros creen que son las almas de personas perturbadas por su muerte.

La intención de Eric era «formular algo cuyas motivaciones apenas puedan ser comprendidas, y que creen inquietud y terror en la población general». Más tarde, en una entrevista de un podcast, citó a el hombre alto de la serie de películas Phantasm como inspiración para Slender Man.

Las referencias en fantasmas o gente sombra colocan a Slender Man como un ser que está entre dos mundos, la vida y la muerte. Además su imagen oscura lo hace siniestro y se mueve entre las sombras. Es invisible a voluntad y, por eso, muy pocas veces ha podido ser fotografiado o grabado en vídeo.

  1. El aspecto físico.

Una vez creada su naturaleza monstruosa hay que definir su aspecto físico. ¿Cómo es su imagen? ¿Cómo viste, si es que tiene algún vestido? ¿Qué hay en su físico que produzca repulsión?

En este punto Slender man nos muestra su aspecto físico desde el propio nombre. “Slender” quiere decir delgado, esbelto, fino… Además es muy alto, extremadamente alto, entre dos y cuatro metros. Y viste un traje oscuro y corbata. Parte de su naturaleza y apariencia inhumanas son sus brazos que son demasiado largos para ser humanos. Y su rostro es una máscara pálida sin facciones, sin ojos, sin orejas, sin boca.

Pero al no ser creado por un único autor en una obra fundacional, como muchos monstruos surgidos de la literatura o el cine de horror como Drácula o Freddy Krueger, no existe un único referente. Según el narrador de la historia y el medio en que salga tiene algunas características físicas, hábitos y habilidades diferentes.

Por ejemplo, a veces se representa con tentáculos que complementan o reemplazan sus brazos. De hecho algunas de las historias afirman que solo tiene múltiples brazos cuando está a punto de entrar a matar. Esto tiene que ver con el texto que acompañaba una de las dos fotos con las que se inició el mito: “No queríamos ir, no queríamos matarlos, pero su persistente silencio y sus brazos extendidos nos horrorizaban y nos confortaban al mismo tiempo…”.

  1. La atmósfera en la que se mueve el monstruo.

Un monstruo necesita de una atmósfera que acreciente el miedo o el horror de la situación. ¿En qué ambiente se va a mover tu monstruo? Tenemos que crear un ambiente acorde a la naturaleza del monstruo y que potencie su capacidad terrorífica.

Slender Man está asociado al bosque, de hecho su propia figura se podría asemejar a un árbol. Esto le sirve para camuflarse, porque su afición favorita es moverse entre las sombras para acechar a niños y adolescentes. De hecho, una de las primeras historias que surgió decía que era una hada malévola que vive en el bosque y se alimenta de niños traviesos.

El que se quemase la biblioteca donde se guardó la primera foto en que aparece, también ha generado otro mito: los lugares que tienen que ver con Slender man tienden a arder en llamas inexplicablemente. Llamas azules, para ser precisos.

  1. Atravesar el umbral.

El umbral es la frontera que separa el mundo irreal, fantástico y tenebroso del monstruo y nuestro mundo real. En el momento en el que el monstruo cruza ese umbral, dos realidades contrapuestas entran en conflicto: lo real y lo sobrenatural.

Slender man tiene la habilidad de tele-transportarse, lo que lleva a ese lugar oscuro de sombras e inframundo donde se mueve. Puede aparecer y desaparecer a su antojo, cruza el umbral entre los dos mundos y se materializa para aterrorizar a sus víctimas.

  1. La historia fundadora.

Todo monstruo necesita una historia fundadora que explique de dónde proviene y cómo ha llegado a ser quien es. Como comentaba antes, Slender man no ha sido creado por un autor que haya creado también su historia fundadora. Sino que, a partir de las fotografías y los textos publicados en el foro de terror se fueron extendiendo las historias que hablan de él y de sus extrañas apariciones. Cada una de las historias tiene su propia historia fundadora y el mito de Slender man se adapta a todas.

Y a los que os interese el tema de la creación de monstruos os recuerdo que estamos desarrollando un Curso de guion de Terror en el que profundizo más en el proceso.

Y con esto termino el podcast de hoy en el que hemos visto cómo crear un monstruo para una película o serie con el ejemplo de Slender man. Y si os ha gustado, agradecería comentarios y valoraciones en Itunes, Ivoox o Youtube. O que compartáis este podcast por redes sociales. Y por supuesto agradecer a los que os suscribís a los cursos de Guiones y Guionistas que ayudáis a que el podcast se mantenga. Estaremos juntos los martes y jueves con nuevas técnicas, estrategias y análisis para que aprendamos entre todos a ser mejores guionistas.


Apúntate si quieres recibir noticias de Guiones y guionistas

Al suscribirme en el boletín acepto que David Esteban Cubero me envíe información relativa a sus servicios (podcast, cursos y productos). Aceptando el derecho a rectificar o eliminar mis datos cuando lo desee. Para más detalles ver la política de privacidad

Etiquetas:, ,