21. Cómo crear el storyline de mi historia.

guiones y guionistas

Guiones y guionistas

Existen tres términos anglosajones de la escritura de guiones que llegaron de la industria de Hollywood y suelen generar muchas dudas. Me refiero al logline, storyline y tagline. Hay gente que utiliza algunos como sinónimos, pero son muy diferentes y sirven para cosas distintas. Ya tratamos un programa sobre el logline y hoy nos vamos a centrar en el storyline, una de las piezas imprescindibles que tenemos que tener claras antes de empezar a desarrollar nuestra historia.

Y una herramienta ideal para escribir el storyline y tu guion es utilizar el planner de guion.

¿Qué es el storyline?

El storyline es el término que se utiliza para designar el conflicto principal de una historia en tan solo cinco líneas. Da igual la longitud de nuestra obra, puede ser un cortometraje o una serie, el conflicto debe poder sintetizarse en un pequeño párrafo. Si el logline responde a la pregunta ¿de qué va? El storyline debe responder a la pregunta ¿qué pasa? ¿qué ocurre en nuestra historia? Y para ello debe aclarar también quién es el personaje protagonista y cuál es conflicto.

Y ese “qué pasa” hay que contarlo en tres partes: cómo empieza, cómo se desarrolla y cómo termina. Es decir, el clásico modelo aristotélico de planteamiento, núcleo y desenlace. Esto es importante y lo diferencia de la clásica sinopsis que vemos en los periódicos. En un storyline se explica cómo termina la historia. Hay que tener una visión global de lo que va a pasar. Pero son tan solo cinco líneas, por lo que hay que centrarse en el conflicto principal, no hace falta hablar ni del tiempo, ni del espacio, ni de la composición de los personajes. El storyline es la sinopsis más pequeña que podemos hacer.

Si hacemos una traducción literal del término inglés, storyline sería algo así como “las líneas de la historia”. Si llevamos la metáfora a la realización de un cuadro vemos que primero se traza unas líneas en modo de boceto, y después se le da forma y color. Da igual el color que se le ponga, las líneas maestras que trazas al inicio del cuadro permanecerán en el lienzo debajo de todo y le darán forma. Esa es una de las funciones del storyline, darle forma a nivel estructural.

En resumen, para empezar a escribir una historia debemos hacer un storyline que conteste a estas preguntas:

  • ¿Quién es el protagonista?
  • ¿Qué busca?
  • ¿Qué problema encuentra en su búsqueda?
  • ¿Cómo termina la historia?

Veámoslo con un ejemplo: Sexto Sentido de M. Night Shyamalan

– ¿Quién es el protagonista?

Un psicólogo infantil que ha sufrido un atentado.

– ¿Qué busca?

Intenta curar a un niño con una rara enfermedad, que dice que ve gente muerta.

– ¿Qué problema encuentra en su búsqueda?

El psicólogo trata de ayudar al chico a lidiar con sus miedos y pesadillas, mientras lucha por mantener su matrimonio.

– ¿Cómo termina la historia?

Convence al niño que hable con los muertos. Al cumplir con éxito su tarea, el psicólogo vuelve a casa y comprende que él también está muerto.

Un psicólogo de niños sufre un atentado. Un tiempo después, empieza a tratar a un pequeño que padece una rara enfermedad. Tras varias sesiones, el niño le confiesa que ve gente muerta todo el tiempo. El psicólogo trata de ayudar al chico a lidiar con sus miedos y pesadillas, mientras lucha por mantener su matrimonio. Convence al niño de hablar con los muertos. Al cumplir con éxito su tarea, el psicólogo vuelve a casa y comprende que él también está muerto.

¿Para qué sirve un storyline?

  1. Desarrollar la estructura

El storyline nos obliga a desarrollar el conflicto. Tenemos que decidir cómo empieza nuestra historia, cómo evoluciona y cómo termina. Después, cuando pasemos a las siguientes fases de sinopsis y escaleta, el storyline nos ayudará a planificar la estructura del guión y conseguir que todo acto tenga consecuencias y que el guion avance.

  1. Test de la historia

Podemos tener una idea para escribir una película, ya sea un personaje, una secuencia o un inicio espectacular, pero para comprobar si esa idea tiene posibilidades dramáticas hay que pasar la prueba del storyline. Desarrollar el conflicto y encontrarle un final es la forma de ver si esa idea se puede convertir en el germen de una historia.

  1. Visión general del conflicto

Ver todo el conflicto expuesto de principio a fin en tan solo cinco líneas te da una visión de conjunto. Después lo iremos desarrollando poco a poco y desglosando en escenas. En ese momento es fácil perderse en la maraña de tramas y personajes y el storyline nos servirá de brújula e impedirá que nos perdamos durante el proceso.

  1. Venta de la historia

Un storyline tiene como objetivo crear interés en la historia pero no en los espectadores, sino en los productores y directores. Los clientes de un guionista son los productores y directores y es en ellos en quien hay que pensar a la hora de vender una historia. Y como el objetivo de un storyline es contar tu historia de forma rápida, es importante que además se entienda de forma clara y sea novedosa.

¿Cómo crear el storyline de mi historia?

  1. Protagonista

Tenemos que tener claro quién es nuestro protagonista. Para describirlo es conveniente hacerlo con su atributo dominante, es decir por su profesión o rol, y no por su nombre. Además podemos agregarle un adjetivo que lo califique y nos muestre la faceta más importante de su personalidad que tenga influencia en la historia. Este adjetivo puede incluir algún tipo de ironía, por ejemplo su debilidad o flaqueza, así ya vemos el conflicto interno del personaje.

Y en nuestro storyline, por ejemplo, en lugar de escribir “Manuel, que es guionista pero no trabaja y cuida de sus hijos”, pondremos “un guionista en paro” o en lugar de “Samuel López, un político que acepta sobornos a cambio de permisos de obras” escribamos “un político corrupto”. “Una sirena enamoradiza” en lugar de decir “Rosa es una sirena que busca desesperadamente que un hombre le corresponda a su amor”.

  1. Conflicto

Lo siguiente es decidir cuál es el conflicto en nuestra historia, es decir, cuál es el objetivo del protagonista y qué obstáculos va a encontrarse para conseguirlo. Se puede mencionar a los obstáculos en general o ser concreto y focalizar los obstáculos en el antagonista de la historia.

Si volvemos a nuestros ejemplos:

  • Un guionista en paro desesperado monta un negocio online de venta de pañales usados y se hace millonario de la noche a la mañana.
  • Un político corrupto decide huir del país para no ser apresado y se va a vivir a una favela.
  • Una sirena enamoradiza conoce a un buzo que busca los tesoros hundidos pero el buzo la ve solo como una ensoñación.
  1. Estructura

Uno de los retos más grandes del storyline es resumir la obra en tres actos: planteamiento, nudo y desenlace. Hay que contar el detonante (la presentación del conflicto), cómo evoluciona la trama y el personaje (el desarrollo del conflicto), y cuál es el final de la historia (la solución del conflicto). No son necesarias más explicaciones, sino, en vez de un storyline tendríamos un argumento o una sinopsis.

Y terminamos con los ejemplos anteriores:

  • Un guionista en paro está arruinado y desesperado por sacar a su familia adelante. Monta un negocio online de venta de pañales usados y se hace millonario de la noche a la mañana. El éxito pone en peligro su matrimonio: el exceso de dinero trae problemas que jamás había imaginado. Al final decide vender el negocio e irse a vivir al campo para mantener su familia a flote.
  • Un político corrupto es descubierto y los tribunales le condenan a entrar en prisión. El político decide huir del país para no ser apresado y se va a vivir a una favela con una nueva identidad. En la favela se hace notar y se convierte en un líder de los oprimidos. La identidad del político es descubierta y tiene que entregarse a la policía y entrar en prisión para mantenerse con vida.
  • Una sirena enamoradiza ve trastocada su vida bajo el agua cuando comienzan a buscar un tesoro en el barco hundido donde vive. La sirena conoce a un buzo del que se enamora, pero él la ve solo como una ensoñación. La sirena y el buzo comienzan una relación amorosa bajo el agua. Cuando el buzo intenta quitarse la botella de oxígeno para besarla muere entre los brazos de la sirena.
  1. Consejos para escribir el storyline

Concisión y ahorro de palabras. Escribe solo lo imprescindible. Ya vimos que lo mejor es describir a nuestro protagonista en tan solo dos palabras: “un meteorólogo irritable”, “un futbolista ciego”, “un guionista sexi”… y esa síntesis con todas las frases del texto.

Escribe en presente de indicativo. Nada de pasados ni condicionales. El protagonista vive su historia en presente.

Utiliza verbos de acción. Mejor “monta” un negocio que “piensa” en montar un negocio. Mejor

No hace falta que especifiques el universo de la historia, es decir la localización y la época, a menos que tenga especial importancia.

– Una vez hecho el storyline de la historia es posible que nos resulte muy poco original, demasiado reducida y sin tensión dramática. Es normal. El storyline es la estructura más pequeña que mantiene el guion y debe contener los elementos mínimos que puedan interesar a un productor.

– La mejor forma de afinar un storyline es escribiéndolo y rescribiéndolo muchas veces. Después es aconsejable enseñarlo a compañeros, amigos y familiares y recabar todas las opiniones posibles hasta que sea claro y atractivo. Incluso podemos reescribirlo pensando en géneros y formatos diferentes: cortometraje, largometraje, serie, animación, terror…

Con esto acabamos el podcast de hoy, donde hemos visto qué es un storyline y cómo crear el storyline de nuestra historia. Quiero agradecer a todos que estéis ahí y si os interesa el mundo del guion, suscribíos a Guiones y guionistas, tanto al podcast en Itunes como a la página de Facebook, lo compartís en las redes sociales, e incluso podéis valorarlo con 5 estrellas en Itunes o le dais un “Me gusta” en Ivoox, y así llegar a más gente. Estaremos juntos los martes y jueves con nuevas técnicas, estrategias y análisis para que aprendamos entre todos a ser mejores guionistas. Hasta pronto.


Apúntate si quieres recibir noticias de Guiones y guionistas

Al suscribirme en el boletín acepto que David Esteban Cubero me envíe información relativa a sus servicios (podcast, cursos y productos). Aceptando el derecho a rectificar o eliminar mis datos cuando lo desee. Para más detalles ver la política de privacidad

Etiquetas:

Share This