6. El guion de cómic

Hoy dejamos de lado el sector audiovisual y cambiamos de medio porque veremos qué hace un guionista en el mundo del cómic. Es muy interesante, porqueguion de cómic aunque seas guionista y lector de cómics hay muchas cosas que no te planteas hasta que no te las dicen. Yo tuve la suerte de hacer un curso de guion de cómic con el guionista David Muñoz con el que aprendí bastante.

Esencia del medio

Al igual que el medio audiovisual, el cómic tiene una narración secuencial. Conocemos la historia según van a avanzando los planos en un medio y las viñetas en otro. Pero la diferencia más grande entre las películas o series y el cómic es que el medio audiovisual se desarrolla en el tiempo y el cómic en el espacio. Por lo que no hablaremos de minutos sino de páginas. El guionista para contar una historia en un guion de cómic debe pensar primero en cómo distribuirla en páginas y después visualizar cada página y decidir cómo va a distribuir el contenido en ella. Por eso el guionista de cómic es un poco codirector: tiene que secuenciar y planificar la historia de una forma visual.

Lo primero: el formato del cómic

Antes de empezar a desarrollar tu historia tienes que decidir en qué formato se va a editar tu cómic. Dependiendo del formato, del número de páginas y su tamaño, podrás contar una historia u otra. Es como en cine, tienes que saber si vas a hacer un cortometraje o un largo antes de ponerte a escribir el guion. Además en el guion de cómic hay que ser mucho más conciso, porque si vas a hacer una publicación estandarizada de 24 páginas, no puedes ni pasarte ni no llegar, son 24 páginas, por lo que hay que estructurar muy bien la historia para que no parezca descompensada en el guion de cómic.

Veamos el tipo de formatos que hay:

 – La viñeta. Es el formato más pequeño de todos, tienes que incluir toda la historia en un cuadro. Es el más utilizado en periódicos, sea impresos o digitales. Hay que tener mucho poder de síntesis para contar una historia en tan solo una viñeta.

 – La tira. Aquí la historia se cuenta en 3 ó 4 viñetas que forman una tira que va de izquierda a derecha de la página. En este formato nace la secuencialidad y puedes desarrollar la historia con un principio, desarrollo y fin. También se publica en diarios y revistas.

 – Página. Historias en que empiezan y acaban en una página. Hay libertad en el número de viñetas y te permite que la anécdota de la historia se desarrolle más.

 – Manga. Es el típico formato de cómic japonés en el que la página es más pequeña y tiene 4 o 5 viñetas en su interior.

 – Comic book. Es el formato americano de 24 páginas por tomo y 4 o 5 viñetas por página. El formato clásico en el que se publican las historias de superhéroes.

 – Formato franco-belga. El formato franco-belga tiene entre 46 y 52 páginas por álbum y 11 viñetas por página aproximadamente, repartidas por cuatro hileras. Las clásicas historias de Tintín o Astérix se publican en este formato.

 – Novela gráfica. Puede tener más de 200 páginas con cualquier tipo de contenido para adultos. No tiene un formato predefinido, es más libre y tiene más o menos 6 viñetas página.

Cómo escribir un guion de cómic

Como expliqué en el podcast sobre el trabajo del guionista, no hay una forma estándar de escribir un guion de cómic. Depende sobre todo del método de trabajo que acuerden el guionista y el dibujante. Hay veces que el guionista escribe el argumento y el dibujante decide qué pasa en cada viñeta, y otras en las que el guionista define todo lo que pasa en cada viñeta hasta el último detalle. Vamos ver los pasos típicos que suele llevar la escritura de un guion de cómic, aunque si vais a hacer uno hay que hablarlo primero con el dibujante.

  1. Sinopsis de toda la historia.

El guionista debe escribir el argumento de toda la historia detallando lo que pasa de principio a fin. Este paso es común a todos los medios, por lo que no insisto más.

  1. Escaleta de la historia.

La escaleta de un cómic no es como la de un guion de cine o de televisión. En la escaleta de una película o del capítulo de una serie, lo que se suele hacer es escribir un listado de escenas. Pero la de cómic es un listado de páginas, contando lo que ocurre en cada una. Se divide la historia en páginas y cada página puede contener varias escenas.

  1. Contar qué pasa en cada página.

Digamos que la “unidad de medida” del cómic es la página, no la escena. La distribución de viñetas por página marca el ritmo de la narración y esa diagramación hay que decidirla antes de empezar. Una página puede incluir dos o tres escenas, las que se necesiten, pero siempre conviene terminar una de ellas en la última viñeta. En esa última viñeta, también se puede colocar un cliffhanger o remate hacia la siguiente página. Ese gancho impulsa al lector a querer seguir leyendo y pasar la hoja. También se suele aprovechar el cambio de página para hacer los cambios de escenario y las transiciones.

También hay que saber qué pasa en la página izquierda y qué en la derecha. Si como dije la página de la derecha termina con un cliffhanger, al pasar la hoja nos encontraremos con la resolución de ese gancho, y el inicio de la página nos mostrará esa sorpresa. Por cierto, si hay alguien de aquí que no sepa lo que es un cliffhanger que no se preocupe, dentro de poco voy a hacer un monográfico para explicar qué es un cliffhanger y cómo utilizarlo.

  1.   La escritura del guión de cómic viñeta a viñeta.

En la última fase se describe qué es lo que pasa viñeta a viñeta. Para ello hay que tener nociones de realización y composición de planos porque el guionista debería explicar el encuadre de cada viñeta, o lo que es lo mismo, el punto de vista en el que se cuenta la acción.

Hay que especificar la altura del plano, es decir, si es un contrapicado y la cámara está debajo de los personajes, o si la altura es frontal, o si es un plano picado y la cámara está arriba de los personajes. También hay que describir el tamaño de plano, es decir, si es un plano general y vemos al personaje en su contexto, o un plano americano, y lo vemos por las rodillas, o un plano medio, en el que el personaje está cortado a la cintura, o un primer plano.

Los textos. Otro elemento del que se encarga el guionista es escribir los textos que aparecerán en el cómic. Para dialogar hay que ser conscientes de que hay que ser mucho más sintético que casi en cualquier en otro medio porque los diálogos no se dicen, se dibujan, son una parte gráfica que ocupa espacio.

También hay que pensar el orden de lectura teniendo en cuenta que se lee de izquierda a derecha y de arriba a abajo. Eso en occidente, claro, los mangas están escritos y dibujados al revés, de derecha a izquierda y de abajo a arriba. Yo la primera vez que vi uno no sabía ni por dónde empezar. Y en base a eso hay que describir en qué lugar están los personajes y el orden de los globos y diálogos.

El cómic tiene un lenguaje propio con códigos que los lectores entienden. Por ejemplo, si cambias la forma del globo cambias la emoción de lo que dice el personaje. Si pones el globo con forma de una gota salpicando será un grito y si pones un globo en forma de nube será un pensamiento. Si quieres enfatizar unas palabras se pueden poner en negrita. Para exponer una onomatopeya se pone la transcripción fonética. Además de globos, se utilizan cartelas para introducir un narrador o voz en off, o en situaciones que haya que dar mucha información.

Y una vez terminado el guion de cómic le toca al dibujante hacer los bocetos y después los dibujos. Se entinta, se colorea y lo último es rotular, es decir, poner los textos.

Y después del guion…

Lo de hoy es un resumen de cómo hacer un guion de cómic, pero si queréis aprender lo mejor es que os pongáis en acción hoy mismo y empecéis a buscar ideas. Si no queréis autoproducir vuestro cómic tendréis que encontrar una editorial que se interese por vuestro proyecto. Y la forma de interesarles es mostrar un dossier. Pero para fabricar ese dossier lo primero que tenéis que hacer es encontrar un dibujante que quiera contar vuestra historia y hacer juntos el proyecto. El dossier de un proyecto típico tiene distintos elementos: El título, el concepto, una sinopsis breve, algunas páginas de ejemplo rotuladas y coloreadas, el argumento completo del álbum, bocetos y portada, un desarrollo de personajes y la bio de los autores. Una vez completado el dossier hay que buscar editoriales que hagan material como el que quieres ofrecer y contactar con ellas

Si quieres aprender más cómo escribir un guion de cómic te pueden interesar los cursos de Desarrollo de personajes y Estructuras Narrativas.

Con esto acabamos el podcast de hoy, donde hemos visto cómo se crea el guion de un cómic. Resumiendo, primero decidir el formato, después pensar la historia y repartirla en todas las páginas, y por último describir viñeta a viñeta qué pasa y qué textos lleva. Quiero agradecer a todos que estéis ahí y si os interesa el tema, suscribíos a Guiones y guionistas lo compartís en las redes sociales, e incluso podéis valorarlo con 5 estrellas en Itunes o le dais un “Me gusta” en Ivoox, y de este modo que llegue a más gente. Estaremos juntos los martes y jueves con nuevas técnicas, estrategias y análisis para que aprendamos entre todos a ser mejores guionistas. Hasta pronto.


Apúntate si quieres recibir noticias de Guiones y guionistas

Al suscribirme en el boletín acepto que David Esteban Cubero me envíe información relativa a sus servicios (podcast, cursos y productos). Aceptando el derecho a rectificar o eliminar mis datos cuando lo desee. Para más detalles ver la política de privacidad

Etiquetas: